Marketing y Ventas

¿Eres de dedo fácil?

Por

proactividad en la venta

Comerciales y vendedores hay muchos, tantos como tipos de productos existen y como tipos de personalidad. Hay redes comerciales que han recibido más formación en técnicas comerciales y otras no tanto. Sin embargo hay una habilidad comercial que realmente es admirable en aquellas redes comerciales con las que trabajo: la proactividad en la venta. Y sobretodo hay una característica que admiro, aquellos comerciales que son de dedo fácil.

¿Qué es un vendedor de dedo fácil y qué tiene que ver con la proactividad en la venta?

Hay vendedores que cuando piensan en llamar a un cliente lo anotan en su agenda “llamar a Fulanito”, cuando ven una oportunidad comercial la anotan en su método de gestión del tiempo: “llamar a Menganito” para ocuparse de ella en otro momento. De esta forma, el comercial va posponiendo las llamadas a sus clientes… para otro día. En su agenda lo de “llamar a Fulanito” y  “llamar a Menganito” va pasando de una semana a otra, ya que el día a día no nos deja ocuparnos de esas llamadas programadas ¿te ha ocurrido alguna vez? Es lo que llamamos procrastinar.

Sin embargo hay otros vendedores a los que yo llamo de dedo fácil, estos son extraordinarios. Cuando piensan en que habría que “llamar a Fulanito, Menganito o Sotanito”, ¡cogen su teléfono y marcan el número! ¡por eso son de dedo fácil! no se lo piensan dos veces, no corren el riesgo de olvidarse de hacer la llamada, no lo apuntan ¿para qué apuntarlo? llama hoy, hazlo hoy… de lo contrario tu tarea irá pasando de semana en semana sin haber aprovechado la oportunidad comercial. Una de las frases de vendedores más comunes es “tengo que llamarlo”, “Sí, lo tengo pendiente…” seguro que te dices esto a menudo.

“No dejes para hoy lo que puedas hacer ahora

proactividad en la venta

La venta es cuestión de proactividad, uno de mis clientes, una empresa de más de 500 empleados con una red de ventas de 75 comerciales estuvo durante un año entero trabajando la proactividad en la venta. Todo esto para conseguir que los vendedores no tiraran balones fuera, no dejaran para luego lo que podrían hacer ahora. Por eso los comerciales de dedo fácil son los más productivos, sus oportunidades comerciales se aprovechan enseguida y el embudo de ventas sigue su curso hasta transformar en un pedido cualquier oportunidad comercial.

Invertir en proactividad en la venta tiene muchas ventajas:

  1. Aumentarás la cuota de ventas de tu empresa.
  2. Las oportunidades comerciales que tu vas a captar no las captará antes tu competencia.
  3. Tus clientes percibirán que te preocupas por ellos, no dejas pasar el tiempo entre una oportunidad y una llamada comercial.
  4. En un equipo comercial serás ejemplo para otros comerciales con menos proactividad en la venta.

Bueno, ahora ya lo sabes, hay dos tipos de vendedores, están los de dedo fácil y están los otros

¿Tú eres de dedo fácil?

¿Te ha gustado este artículo? ¡Compártelo si eres de dedo fácil!

Keep walking

¿Eres de dedo fácil?
5 ([por]) 1 voto

Suscríbete a mi newsletter y recibe nuevas herramientas y recursos.


, , , , ,

4 Comentarios

  1. Sergio

    Hola de nuevo, César!
    Como ves, soy un asiduo de tu blog (aunque comento desde hace poco, ya lo seguía de antes).
    Excelente post. Qué sencillo y qué complejo a la vez. Todo se resume a lo mismo: método. Me recuerda a un artículo titulado “Si no vas, no has ido”.), muy en la línea de este, pero enfocado más en la visita que en la llamada. Al fin y al cabo, en el contacto con el cliente, cercano, eficiente… es la forma de que éste siempre nos perciba como la posibilidad más cercana, o de que incluso no se plantee otras.
    Como sugerencia (si me lo permites) creo que este post tiene algo más que temática de venta, ya que también es productividad. No procrastinar es uno de los pilares de cualquier método de productividad, y sobretodo hacer siempre primero lo importante y ¿qué hay más importante que vender?
    Un saludo y gracias por dejarme aportar!!

    Responder
    • Hola Sergio, Gracias por ser tan asiduo! El artículo que comentas “Si no vas no has ido” también es muy bueno, me inspiró en su momento. Tienes toda la razón, la procrastinación es una de las principales batallas que cada día el vendedor tiene que vencer. Me encanta tu última frase “¿Qué hay más importante que vender?” resume toda una filosofía en la cual el servicio al cliente es la clave.
      Un fuerte abrazo Sergio!

      Responder
  2. Irene Iniesta

    Me ha encantado este articulo. Trabajo como Técnico Comercial en el departamento de ventas de mi empresa. Si lo mejor es tener el dedo fácil en mio en muy VAGO!!!

    Se que las llamadas telefónicas son muy importantes, pero nunca había visto enumeras las razones. Estoy me ha hecho cuestionarme algunas cosas.

    Gracias por el consejo. Continuaré trabajando en ello.

    Responder
    • Gracias por tu comentario Irene. Sí, como dices, tenemos el dedo vago, y tendemos a caer en esa zona de confort del “luego llamaré”. Bueno, a seguir mejorando, poco a poco.
      Un fuerte abrazo Irene y sigue comentando siempre que quieras.

      Responder

Deja tu comentario




He leído y acepto las condiciones de uso y la política de privacidad

*