Gestión del tiempo

Evitar las interrupciones es posible

Por

cesar piqueras gestion del tiempo

Trabajamos en empresas demasiado improductivas, entornos de trabajo en los cuales no podemos concentrarnos en una tarea medianamente difícil, porque estamos siendo interrumpidos cada 5-10 minutos. Evitar las interrupciones es un arte, y hoy me gustaría hablarte de ello.

Ayer realizamos el seminario «Gestiona tu tiempo y aumenta tus resultados», fué muy gratificante poder estar con 35 personas de distintas empresas, sectores y con distinta responsabilidad dentro de las mismas, desde directores generales, hasta directores de área o comerciales. Entre otras vinieron personas de Aquaservice, Faurecia, Redyser y otras tantas grandes y pequeñas empresas, además de algunos autónomos, que como sabemos realizan muchas tareas que merece la pena organizar y priorizar.

seminario gestion del tiempo

Cómo las interrupciones te hacen perder mucho dinero

Hay muchas formas de evitar todas las interrupciones que secuestran tu capacidad de centrarte en lo importante, y me gustaría comentarte algunas de ellas.

Ayer empecé el seminario haciendo algunas preguntas, una de ellas es «¿A cuántas personas has defraudado?». Esta pregunta no tiene buena fama, según nuestras creencias y sistema de pensamiento actual, eso de ir por ahí «defraudando las expectativas de los demás» es de mala gente.

No con esto quería invitar a los asistentes a ir por la vida defraudando a los demás de forma gratuita. Quería sólo que se plantearan en qué medida son muy complacientes con los demás.

No me refería a ser mala persona, sino a dejar de estar tan disponibles y decir a todo que Sí. De esta forma, hay personas que nunca se pueden centrar en sus objetivos porque responden inmediatamente a todos sus wasaps, emails, llamadas, se dejan interrumpir con facilidad y sus empresas lo pagan en forma de pérdida de resultados…

Y tu dirás «Venga César, no flipes».

Vale, te enseñaré algunos datos.

La efectividad del liderazgo está correlacionada negativamente con ser complacientes. Es decir, cuanto más complacientes somos menos efectivo es nuestro liderazgo. Por este motivo me verás escribir mucho sobre el arte de decir «No».

Cuánto más digo que no, mejor me va todo. Porque eso me permite centrarme en lo importante.

Puedes ver este dibujo, e interiorizarlo, y quizás también a ti te puede cambiar la vida.

Este gráfico demuestra lo que acabo de decir. Nos mide el grado de cumplimiento (complacencia) en comparación con nuestra efectividad del liderazgo. Y como puedes ver, cuanto más complacientes somos, menos efectivos somos como líderes.

efectividad del liderazgo e interrupcionesEn qué medida están correlacionadas: Exactamente en -0,631. Es decir, cada vez que si eres un punto más complaciente, tu efectividad del liderazgo baja en -0,631. Si quieres saber más sobre lo que es una correlación estadística pulsa aquí.

Pero lo mejor de todo no es esto. Porque tú puedes decir «Ya, serás un buen líder, pero eres un (pon aquí el descalificativo que quieras), y eso no es bueno para tu negocio».

Pues ocurre exactamente lo contrario, porque la efectividad del liderazgo se correlaciona positivamente con el desempeño del negocio, es decir la famosa cuenta de resultados. Concretamente la correlación es positiva, y es 0,612. Es decir, si mejoras tu liderazgo en un punto, la cuenta de resultados mejora en 0,612 puntos.

Parece interesante ¿no?

Pues ahora depende de ti que quieras seguir perdiendo dinero.

Por cierto, aunque sea una cuña publicitaria en toda regla, como diría Anibal Smith del Equipo A «Si tiene usted algún problema, y si nos encuentra, quizá pueda contratarnos».

Como evitar las interrupciones

Te daré algunos consejos.

Sé menos accesible

Están de moda los líderes accesibles, que dicen a todo que sí y atienden todas las peticiones. Error. No con esto quiero decir que tengas que pasarte al lado oscuro, pero trata de estar menos disponible, dale tu teléfono a tu asistente y pon otro número para ti. Si no tienes asistente cambia de teléfono y que tus llamadas entren al genérico de tu empresa. Fíltralo todo, no dejes que cualquier eventualidad te pueda sacar de «lo importante».

O tu empresa acabará perdiendo, ya sabes a razón de cuanto en base a los números que he presentado antes.

evitar las interrupciones

Céntrate en el largo plazo

Una empresa no se dirige a impulsos, si lo haces es que estás haciendo una (o muchas) cosas muy mal. Una empresa se dirige con visión a largo plazo, estrategia y con personas que se puedan ocupar de la parte operativa con agilidad y destreza suficientes. Así que olvídate de eso de que tu trabajo es atender lo urgente. En principio, si tu empresa está bien configurada, no tendrían que haber urgencias.

Si tenéis muchas urgencias es que algo falla, y eso te va a pasar factura. 

Elimina lo instantáneo

Elimina todos los avisos automáticos de tu móvil y ordenador, incluídos whatsApp, email, telegram, skype, etcétera. Cuando le das a los demás el permiso para interrumpirte siempre que quieran, el mando a distancia de tu vida lo estás dando a otras personas.

Repito: el mando a distancia de tu vida lo estás dando a otras personas.

Si quieres que los demás sigan decidiendo qué tienes que hacer con tu tiempo y con tu vida, no cambies.

Crea un entorno de trabajo en el que la interrupción sea la excepción

Lo normal es interrumpirse, abordar a cualquier persona en cualquier momento. De esta forma, las personas van a trabajar cuando no hay nadie o salen más tarde de la cuenta, para aprovechar cuando la oficina está vacía y se pueden centrar en lo importante.

Nuestra obligación es cambiar el paradigma. Lo normal no tendría que ser interrumpirse, lo normal es lo contrario.

Una interrupción tendría que ser una excepción, porque te quita concentración durante entre 5 y 13 minutos.

Reserva tiempo para el trabajo enfocado

Hay momentos en los que debes de hacer muchas tareas de forma enfocada, sin ser interrumpido. Para ello, reserva tiempo con anterioridad, prográmalo. Y cuando estés en ello pon tu teléfono en modo avión y cierra la puerta de tu oficina. O pon un vaso de color rojo sobre tu mesa en señal de que estás trabajando en modo «cero interrupciones».

Aquí te dejo un video en el que hablo sobre esto un poco más.

Por cierto, aunque lo siento mucho, este seminario en formato abierto no lo volveré a realizar hasta el 2017. Mi agenda del 2016 está muy llena y tengo que dejar algunos días para atender a los clientes que ya han contratado conmigo este y otro tipo de programas in-company.

Aún así, y aunque pronto lo verás en la web de Excélitas, mis próximos seminarios en formato abierto sobre otras temáticas serán:

  • 26 de Mayo. «Cómo ser un líder-coach» Valencia.
  • 29 de Junio. «Inteligencia Comercial». Madrid.
  • 29 de Septiembre. «Inteligencia Comercial». Valencia.

En unos días ya te podrás inscribir.

 Que tengas un gran día.

SUSCRÍBETE A MI NEWSLETTER
y recibe nuevas herramientas y recursos


6 Comentarios

  1. Mónica

    ¡Hola César!
    Coincido con Raúl en que fue un placer y que es posible aplicar consejos aprendidos ayer desde el primero momento.
    ¡Enhorabuena por la calidad del seminario!
    Un abrazo,
    Mónica.

    Responder
  2. Estimado César,
    Fue todo un placer compartir el día de ayer contigo, con Belén y con el resto de compañeras y compañeros del seminario.
    Esta mañana ya he puesto en práctica parte de lo que nos enseñaste ayer y ahora mismo voy a realizar la planificación: vista de pájaro, planificación semanal y planificación diaria del próximo lunes.
    Mañana tocará escribir los objetivos anuales junto con Maria (mi mujer).
    Te deseo un maravilloso fin de semana,
    Raül

    Responder
    • Mil Gracias Raül!! Fue todo un placer conocerte mejor y poder estar ese día con tan buenos profesionales como tú. Qué bien que vayas a compartir esa costumbre con María. Seguro que disfrutáis. Espero y deseo que todo vaya muy bien, y que nos volvamos a ver. Un fuertísimo abrazo.

      Responder
  3. Cristina

    Querido César,
    Me parece muy oportuno y acertado tu artículo. Es más yo lo haría extensivo ya no solo en el trabajo, sino en nuestra faceta personal, en el día a día dentro de todos los ámbitos…
    Muchas gracias por todas tus publicaciones, eres ejemplar.Un abrazo,

    Responder

Deja tu comentario




He leído y acepto las condiciones de uso y la política de privacidad

*