Gestión empresarial

Del capitalismo al humanismo

Por

humanismo

Este artículo no es ninguna conspiración socialista, sino más bien reflexiones sobre la forma de dirigir nuestra sociedad, y por tanto nuestras empresas. Sobre lo que nos aportaría dejar atrás el capitalismo para pasar al humanismo. A veces pienso que hemos errado el tiro, subirnos tan de golpe a una sociedad altamente capitalista tiene un precio, y cuando uno mira hacia lo que nos dejamos atrás no puede sentir sino tristeza. En mi último libro “La empresa que quería salvarse y no sabía cómo” hablo de los nuevos paradigmas empresariales, uno de ellos es la cooperación. Un paradigma opuesto a la competición, que tanto nos gusta en las empresas…

En un momento del libro, el Padre Augusto les dice a los protagonistas “Ningún árbol es tan estúpido para que sus ramas se peleen entre sí”… Pues yo creo que nuestras ramas están siempre en constante discordia. Quizá a nivel de empresa lo hacemos bastante bien, tratamos de mantener un buen clima dentro de nuestras organizaciones (aunque tampoco suele ser así), pero una vez que uno mira al exterior ve demasiada lucha y agresividad… de esta forma compiten entre sí los Estados… Oriente contra Occidente… Norte contra Sur… Alemania vs España… es decir solemos mirar al mundo en términos de ganadores y perdedores… pero ¿No formamos parte del mismo árbol?… entonces ¿Para qué competir tanto?...

A veces pienso que si los extraterrestres nos pudieran ver se extrañarían de nuestro comportamiento: Somos el único planeta que alberga vida en muchos millones de años luz a la redonda, y sin embargo nuestro mayor problema reside en competir con el otro, en hacerlo pequeño para que yo me haga grande… Uf… a veces me dan ganas de cambiarme de planeta.

Del Capitalismo al Humanismo

¿Y si creamos una economía basada en otros principios?. Si a nuestra sociedad la llamamos capitalista, estamos diciendo que aquí lo único importante es el dinero. Siendo así, no me extraña que hayamos errado el tiro. Pero ¿y si cambiamos a una sociedad humanista? en la que lo importante sea lo humano, el valor central, el eje ¿Cómo sería vivir así?

humanismo

Existe un movimiento llamado la Economía del bien común, desarrollado por el economista austriaco Christian Felber  que también te invito a conocer. La palabra competitividad esconde algo que no es del todo ético, para que a mi me vaya bien, a ti te debe de ir mal, tú y yo competimos. Hemos creado un mundo de ganadores y perdedores, y siendo así, no podemos sino además, de estar en constante lucha, dejarnos a muchas empresas, personas por el camino… e incluso al planeta en que vivimos.

La competitividad existe por el miedo, el miedo a no tener nos obliga a competir entre nosotros, y de ahí viene la codicia, que no es sino una consecuencia de una mente empobrecida. La clave aquí es pensar en términos de que hay para todos, dejar el miedo para otro día, confiar. Hay tantas cosas que dejar atrás:

  • Nuestra excesiva ambición.
  • Nuestra agresividad, competitividad y violencia
  • Nuestro miedo a que el otro nos haga daño
  • Nuestra necesidad de defendernos…

Y en este momento es cuándo el lector dirá: perfecto, quiero confiar, pero tú primero. Sin darse cuenta de que cuando uno confía corre el riesgo de que los demás se aprovechen de él, pero también tiene la posibilidad de cambiar el mundo. A mi me parece una buena razón por la que vivir ¿te apuntas?

Suscríbete al blog en la parte superior derecha y seguiremos construyendo juntos. Gracias

Keep walking

Del capitalismo al humanismo
4 ([por]) 1 voto

Deja tu comentario




He leído y acepto las condiciones de uso y la política de privacidad

*